Get Adobe Flash player

Tumores óseos


El osteosarcoma por lo general comienza en los osteoblastos, que son un tipo de célula ósea que se convierte en tejido óseo nuevo. El osteosarcoma es más frecuente en los adolescentes. Generalmente se forma en los extremos de los huesos largos del cuerpo, como los huesos de los brazos y las piernas. En los niños y los adolescentes, a menudo se forma en los huesos cercanos a la rodilla. Con poca frecuencia, se puede encontrar en el tejido blando o en los órganos del pecho o el abdomen.
El osteosarcoma es el tipo más común de cáncer de hueso. El histiocitoma fibroso maligno (HFM) óseo es un tumor óseo poco frecuente. Se trata como el osteosarcoma.
Los signos y síntomas del osteosarcoma y el histiocitoma fibroso maligno son inflamación por encima de un hueso o una parte ósea del cuerpo y dolor en la articulación.
Estos y otros signos y síntomas pueden ser por causa de un osteosarcoma o un HFM, o por otras afecciones. Consulte con el médico si su niño tiene algo de lo siguiente:
● Inflamación por encima de un hueso o una parte ósea del cuerpo.
● Dolor en un hueso o articulación.
● Un hueso que se quiebra sin razón conocida
El pronóstico para el osteosarcoma y el HFM sin tratamiento previo depende de los siguientes aspectos:
● Lugar del tumor en el cuerpo y si se formaron tumores en más de un hueso.
● Tamaño del tumor.
● Si el cáncer se diseminó a otras partes del cuerpo y hacia qué partes del cuerpo se diseminó.
● Tipo de tumor (según el aspecto de las células cancerosas al microscopio).
● La edad del paciente en el momento del diagnóstico.
● Si el paciente padece de ciertas enfermedades genéticas.

Fuente: Instituto Nacional del Cáncer (http://www.cancer.gov/espanol)